“El señor Cuesta se dedica a marear la perdiz como si fuera un robot de call center sin aportar respuestas, ni alternativas. El principal problema acaba siendo él”, señala el portavoz socialista Wenceslao López

El Grupo Socialista ha planteado esta mañana en la comisión de Economía la necesidad de que se pongan en marcha soluciones urgentes, aunque sea temporalmente, que contribuyan a paliar los efectos del caos informático que padece del Ayuntamiento desde hace semanas. “Las restricciones están pasando una enorme factura al funcionamiento diario del Ayuntamiento. Tanto los trabajadores como los ciudadanos que se acercan a cualquier servicio se están encontrando trabas muy importantes. No puede ser que esta situación se prolongue indefinidamente. Es imprescindible buscar soluciones y herramientas aunque sea temporalmente para que el Ayuntamiento pueda prestar los servicios con eficacia y normalidad”, razonó Wenceslao López.

El concejal responsable de Economía y TIC Javier Cuesta negó esta mañana en comisión que exista ningún problema más allá de una cuestión de seguridad. “Es alucinante que el señor Cuesta trate de tapar el sol con un dedo y diga que no hay problemas cuando los trabajadores municipales no pueden teletrabajar o acceder a su correo desde el móvil. El concejal de Economía se dedica a marear la perdiz como si fuera un robol de call center y el principal problema acaba siendo él”, lamentó el portavoz socialista.

López insistió esta mañana en la comisión en que aunque se trata de un problema complejo que requiere actuaciones a medio y largo plazo han de habilitarse opciones que permitan recuperar la normalidad especialmente en ciertos servicios especialmente sensibles. “Somos conscientes de las dificultades y la importancia de garantizar la seguridad informática, pero llevamos así tres semanas y es necesario implementar acciones que permitan recuperar las herramientas digitales porque es incuestionable que hoy por hoy el Ayuntamiento no puede funcionar sin su informática a pleno rendimiento”, recalcó López.

Desde el pasado 8 de octubre es imposible acceder a las aplicaciones de gestión municipal y el correo electrónico desde cualquier equipo o teléfono móvil que no esté conectado a la red municipal. Esa restricción impide el teletrabajo y el acceso al mail desde el móvil a todo el personal municipal y ha complicado el trabajo de todos los servicios municipales. En el caso de muchas de las Unidades de Trabajo Social tampoco se pueden utilizar los equipos instalados en las dependencias en las que se atiende a los usuarios y usuarias de los Servicios Sociales.